MAPA DEL SITIO

Suscríbete al boletín

  • Facebook
  • YouTube

© 2020 by Inspiración y Ficción: se buscan vivos. Todos los derechos reservados.

ESTIMADO LECTOR, USTED ESTÁ AQUÍ, EN EL BLOG DE «INSPIRACIÓN Y FICCIÓN: SE BUSCAN VIVOS»

Flora y Fauna

Lleno de labores, anhelaba las futuras recompensas de su arduo trabajo, pero después de muchos meses todo lo que obtuvo fue una multa por cortar amapolas de la Plaza Oeste. Creyó zanjado el asunto cuando le entregó todas las monedas al guarda de Flora y Fauna del pequeño pueblo. Y como el vendedor nato que era juntó la melaza de las colmenas en su terraza y las trocó por más o menos el doble de lo que pagara antes. Pero luego de notar la malvada forma en que era observado por el guarda cada vez que paseaba cerca de la fuente su humor cayó por los suelos. Hasta que, harto de todo, tomó apenas las cosas que entraban en su maleta de cuero y condujo hasta la frontera. Allá lo esperaban nuevas aventuras, nuevas abejas y un nuevo guarda de la Flora y la Fauna, tal como mandaba la ley.



#microrrelato #microcuentos #reto #quora

7 vistas